Amor y sexo

6 diferencias entre sentir amor o tensión íntima

Entérate cuáles son los puntos diferenciales entre el cariño, respeto y los problemas en la cama.

Editor: Multimedia

Fotografía: Shutterstock

6 diferencias entre sentir amor o tensión íntima

6 diferencias entre sentir amor o tensión íntima

¿Cómo diferenciar entre el amor en una relación de pareja y el sexo sólo por complacerse a uno mismo? Si tienes dudas al respecto, en esta nota te brindamos algunos detalles que sí o sí tendrás que tenerlos en cuenta para más adelante. ¡Es mejor que des cuenta al principio y no dejar pasar el chance cuando sepas que podrías estar dentro de una tensión sexual.

Recuerda que nadie tiene porqué hacerte sentir mal y en la intimidad sucede lo mismo. Las siguientes líneas fueron sacadas del portal 'En femenino' donde revelan cómo diferenciar ambos aspectos del corazón. ¡Te sorprenderás!

1. Mientras que estar enamorado te hace sentir ligereza y felicidad, la tensión te obsesiona y te exige cada vez más del otro.

2. Quienes se enamoran sufren la distancia espiritual, pues anhelar el cuerpo y sabor del otro sólo es parte de la energía sexual entre dos.

3. ¡Esto sí es bueno! Cuando idolatras los encuentros sexuales con una pareja no precisamente ayudan a confiar en ella, el amor sí. ¿Te ha pasado?

4. No contenerse para decir te quiero cuando se está frente a alguien especial es señal de enamoramiento, mientras que no controlarse para no lanzarse sobre él o ella es más bien parte de un imán carnal.

5. Sentir que el corazón se acelera y el estómago da vueltas es normal cuando el amor surge, sufrir de hormigueos en las manos y tener la entrepierna húmeda son señales de que la tensión sexual ha aumentado.

6. Experimentar celos cuando el otro ríe con alguien más es una forma de querer proteger el lazo romántico que ahora los une. Por otro lado, sentir envidia de alguien que sabemos o imaginamos motiva sexualmente a la pareja, es reflejo de una gran pero exclusiva compenetración física.

Te puede interesar: Basoexia: la tendencia que implica besos y mucha intimidad