Amor y sexo

El físico de los chicos no influye en la intimidad

Estudio indicó que su apariencia no tiene nada que ver con su rendimiento en la cama

Editor: Multimedia

El físico de los chicos no influye en la intimidad

El físico de los chicos no influye en la intimidad

¡Es momento de poner atención! ¿Sabías que el número de veces que los hombres tienen intimidad no tienen nada que ver con su complejo físico? La frecuencia que los jóvenes tienen en el sexo no son afectados por sus parámetros antropométricos, ni peso o estatura, según una investigación realizada por la revista The Journal of Sexual Medicine.

En este estudio se realizó una encuesta a 531 participantes, todos ellos hombres heterosexuales con edades comprendidas entre los 20 y los 54 años. Se llegó a la conclusión que los voluntarios fueron medidos en cuanto a su altura, su peso, el índice de masa corporal (IMC) y la circunferencia de la cintura. Además, los chicos cumplieron un cuestionario sobre cuántas veces a la semana mantenían actividad sexual y revelaron otras cuestiones como medicamentos, salud o hábitos de estilo de vida como fumar, beber alcohol o la práctica de algún ejercicio físico.

Los resultados arrojaron que en promedio, los encuestados tenían sexo dos veces y media por semana, siendo los de 25-29 años los que con más frecuencia las tenían, con tres veces por semana. Además, los hombres que tenían las características antropométricas menos llamativas, es decir, medir menos de 1.75 centímetros, pesar menos de 78 kilogramos y con una circunferencia de cintura normal, fueron los que más mantenían encuentros sexuales (aunque sea de forma frecuente).

Los investigadores concluyeron que, en general, ninguna de las medidas del cuerpo fueron asociadas a la cantidad de actividad sexual entre los hombres, por lo que el físico no es una variable tan decisiva como se creía. ¿Pensaste que un cuerpo más musculoso tiene mejor desenvolvimiento en la cama? Para nada, el panorama cambia cuando la pasión y el desenfreno son los protagonistas de una buena intimidad, sin necesidad de pensar en los kilos de más. ¡Disfruta más de los momentos en pareja!

Te puede interesar: Millennials viven felices sin tener intimidad, según estudios