Amor y sexo

La ciencia afirma que llorar es bueno para la salud

Los expertos revelan cómo esta acción mejora el cuerpo

Editor: Multimedia

Fotografía: Shutterstock

La ciencia afirma que llorar es bueno para la salud

La ciencia afirma que llorar es bueno para la salud

¿Cómo es esto posible? Los especialistas, a través de una investigación, han llegado a la conclusión que al momento de llorar, las chicas sí o sí liberamos nuestra carga emocional al punto de mejorar el estado de ánimo. Hay quienes consideran que este punto es debilidad, pero la ciencia sostiene todo lo contrario.

Paul Farmer, jefe ejecutivo del Centro de Ayuda Mental Mind, asegura que: "Cuando reprimimos las lágrimas, guardamos ansiedad y todo se puede salir de control”. En tanto, el psicorerapeuta Alan McPherson revela que cuando se está bajo mucha presión y no se libera ni siquiera llorando porque no se puede confrontar las emociones directamente, entonces el cuerpo manda señales para pausar todo y permitirse sentir alguna emoción. A continuación te contamos algunas razones para llorar más.

1. Te mantiene bajo control: Los expertos aseguran que cuatro de cada cinco personas tratan de lidiar con la ansiedad simplemente poniendo cara de valiente al mundo. ¿Qué ocurre con esto? Hay más posibilidades de adquirir trastornos del sueño, debilidad del sistema inmune y depresión. "Si estás en un lugar donde de verdad no quieres llorar, 'agenda' un ratito en el que te puedas desahogar”, sugiere la doctora Lauren Bylsma, profesora asistente de Psiquiatría en la Universidad de Pittsburgh.

2. Regula el estrés hormonal: No es bueno sentir estrés con intensidad, pues puede aumentar la presión sanguínea y afectar varias funciones cerebrales. El doctor William Frey, en la década de los 80, descubrió que las lágrimas emocionales le ayudan al cuerpo a deshacerse de algunos químicos que, cuando abundan, aumentan el nivel de cortisol.

3. Mejora tu humor: Otro punto importante es que del llanto pasarás más rápido a la alegría. El doctor en Psicología biológica Asmir Gracanin descubrió en un grupo de trabajo que las personas que lloraron durante una película triste tuvieron “incremento significativo” en su humor después de ver la película, comparados con los que no lloraron.

Te puede interesar: 6 motivos para tener más intimidad en primavera