Amor y sexo

Los desafíos sexuales a los que se enfrentan las parejas

Ten en cuenta cómo solucionarlos para mantener viva la pasión

Editor: Redacción Multimedia

Los desafíos sexuales a los que se enfrentan las parejas

Los desafíos sexuales a los que se enfrentan las parejas

Una relación de pareja necesita siempre ingredientes que mantengan viva la pasión. Por eso, según 'El Confidencial', estos son algunos desafíos sexuales que deben enfrentar en lo que respecta a la vida íntima de dos personas:

"El sexo ha dejado de interesar". Hay matrimonios en los que el sexo desaparece por completo. A ninguno les apetece, y pueden sufrir incluso la conocida como anorexia sexual. En dicho caso, no solo se evita la cama, sino también las muestras de afecto y cariño. Este es el problema sexual más intenso que puede sufrir una pareja y también el más difícil de solucionar. ¿Si ninguna de las partes tiene interés por hacer el amor con su pareja, cómo va a tener interés por arreglar el problema? Si esta situación se prolonga en el tiempo, y ninguno pone de su parte, las cosas no terminarán bien.

"Lo hacemos pero no hay conexión". Lo malo del punto 1 (mantener relaciones sexuales por obligación) es que no aparezcan las ganas, lo que puede hacer desaparecer esa conexión emocional. Afortunadamente, hay una manera fácil de forjar y hacer crecer esta conexión emocional: mirar a tu pareja a los ojos durante el acto. Es una recomendación de Stan Tatkin, autor de 'Wired for Love'. "Muchas veces el sexo se siente como un acto vacío porque estamos demasiado ocupados pensando o preocupándonos por otras cosas en lugar de disfrutar de lo que está sucediendo en el presente", explica. También decir el nombre de tu pareja (no un apodo) puede mejorar la intimidad también. 

"Mi pareja odia el sexo oral". Si te gusta dar y recibir sexo oral, pero tu pareja no comparte este entusiasmo, puede ser un problema difícil de solucionar. Los expertos recomiendan hacer que al otro le empiece a apetecer realizar esta práctica poniéndole las cosas fáciles. Es decir, si le molesta el olor que desprende zona genital, date una ducha antes o prueba con geles o lubricantes que lo disimulen.

¡No te puedes perder esto! 10 razones por las que no debes revisar el celular de tu pareja