Espectáculos

Las confesiones de una Diosa

Todo parece indicar que el amor nuevamente llegó a su puerta, a modo de diario personal, la espectacular guerrera reflexiona sobre sus sentimientos, el ser mamá, su trabajo y las expectativas para el futuro.

Editor: Angela Djurovich

Las confesiones de una Diosa

Melissa Loza

He tenido experiencias buenas y malas, pero he sacado provecho de todo. Eso me ha enseñado a ver qué quiero en la vida. Creo que me faltan algunas cosas para sentirme una mujer realizada. Soy una persona muy exigente conmigo misma, pero estoy en el camino hacia la realización... No estoy muy lejos de lograrlo.

Ser parte de un reality te lleva a la forzosa exposición, que a diario desata un torbellino de emociones frente a miles de personas. Y, como es natural en el mundo del espectáculo, la fama puede tener un precio alto: "Creo que sería el trabajo perfecto salir en televisión sin que la gente no sepa lo que te gusta o lo que quieres", ironiza la popular 'Diosa' sobre esa inquietante sensación que produce la pantalla chica. "Es algo natural. Lo que pasa es que cuando alguien intenta sobrepasar la línea del respeto e indagar en la vida de uno, la situación se puede salir de control".

Amores y desamores

"Tomo las coas con calma, libre de presión", dice sin rodeos la guerrera cuando se trata de hablar con el corazón. "Ahora me tomo las cosas con tranquilidad. Creo que es importante conocer a las personas sin máscaras, pues si las tienen es difícil entablar confianza con ellas", agrega.


"Yo creo que para llegar a mí, Guty usó una careta que no le duró mucho tiempo. Él ya es un libro cerrado en mi vida"

La relación con Flavia, mi hija, es hermosa. Siento que he hecho un buen trabajo como madre. Mi hija es una niña amorosa y respetuosa. Ahora que tiene 13 años está viviendo una preciosa etapa. Es tan madura. No sé... creo que el hecho de haber sido madre soltera hizo que nuestros lazos sean mas fuertes. Ella tiene su carácter, todavía no tiene enamorado, esta chiquita, pero igual sé que pronto va a empezar con la etapa del amor. Creo que todo tiene un proceso.

"A mi hija la he preparado para enseñarle la vida tal como es"

El mejor consejo que puedo dar es: Tomarse el tiempo de conocer bien a la persona.