Trabajo

¡Mucho cuidado! 5 tips para evitar demandas laborales

SI no deseas tener problemas con tus colaboradores, toma en cuenta estos consejos

Editor: Redacción Multimedia

¡Mucho cuidado! 5 tips para evitar demandas laborales

¡Mucho cuidado! 5 tips para evitar demandas laborales

¡Es mejor evitarlas! Las demandas laborales pueden ocasionar costos innecesarios para una empresa y dañar su imagen; sin embargo, muchas de estas se pueden evitar. Una buen trato y comunicación con los empleados es la clave para ello. Aquí, te mostramos qué pasos debes seguir para evitar posibles demandas laborales. ¡Pon de tu parte!

1.- Cuidado con la selección de personal. Muchas demandas se inician en el proceso de reclutamiento y selección de personal. Antes de contratar a alguien, debes asegurarte de seleccionar a los candidatos correctos y colocarlos en un puesto que se ajusten a sus capacidades. Un empleado que no está contento con su trabajo representa una potencial demanda. 

2.- Elimina a los candidatos problemáticos. No olvides que la selección de personal es tu primer filtro. En la entrevista de trabajo puedes conocer un poco más al candidato y saber si tiene actitudes problemáticas. Durante el proceso de selección, busca referencias y habla directamente con los supervisores de sus trabajos anteriores como medida de prevención. También puedes solicitar un certificado de antecedentes criminales.

3.- Habla con tus empleados. ¡Pon las reglas claras! Comunícale a tus trabajadores cuáles son las normas, políticas y procedimientos de la empresa. El proceso de orientación de nuevos empleados es el momento ideal para hacerlo. Así evitarás malos entendidos y problemas de conducta.

4.- Trata bien a tus empleados. Demuestra que te interesan y verás resultados. Un empleado que se siente acosado, maltratado o abusado es más propenso a demandar a su jefe. Respetar los derechos de tus trabajadores (todos tienen ciertos derechos que son concedidos por ley) es fundamental.

5.- Disciplina y despido de empleados. No te dejes llevar por la ira y sé responsable con tus decisiones. Si aplicas medidas disciplinarias debes ser razonable y justo. Al despedir a un empleado evalúa si es correcta la decisión que vas a tomar. Lo mejor es buscar asesoramiento para no equivocarse.

¡Tienes que ver esto! 7 errores que casi todos los jefes cometen