Familia

¿Es difícil hacer que los niños se duerman temprano?

Es un gran problema para muchos padres

¿Es difícil hacer que los niños se duerman temprano?

Los padres de distintos países utilizan diferentes tácticas para lograrlo

A qué padre no le ha pasado que sus hijos le juegan mil y un bromas hasta finalmente quedarse dormidos. Cuando ellos creen que solo se demorarán solo cinco minutos, terminan demorándose quince o veinte.

Según una encuesta realizada a padres de siete países (México, Brasil, Estados Unidos, Reino Unido, Francia, Canadá y Australia), el 61% de los padres pasa por esta situación. 

Distintas soluciones se les presentan según el país en el que se encuentran. En México, los padres son significativamente más propensos a permitir que sus hijos se queden despiertos, gracias a sus conmovedoras tácticas.

Negociación y persuasión

Mientras tanto, los niños brasileños son los mejores negociadores cuando se trata de ir a dormir. Sus tácticas funcionan en el 52% de los casos. Muy diferente al Reino Unido, donde son los padres los que utilizan la persuasión como herramienta para llevar a sus hijos a la cama. Un tercio de los padres en ese país reconocen que una de las maneras más rápidas para llevar a sus hijos a la cama es a través de palabras persuasivas.

Los padres australianos figuran entre los más estrictos con respecto a los horarios de sueño de sus hijos. Al igual que en Canadá, donde los padres no están de acuerdo con aceptar cualquier excusa para que los niños se libren de la hora de dormir (el 61% está en desacuerdo).

Sorprendentemente, el país donde los niños se van a dormir más temprano la mayor parte de la semana es Francia. En cambio, Estados Unidos es el mayor campo de batalla a la hora de acostarse ya que los niños estadounidenses parecen ser los más propensos a usar tácticas creativas (5% más que el promedio a nivel mundial).

--> Te puede interesar: ¿Bebés con insomnio?